sábado, 13 de noviembre de 2010

Sáhara.

Imagínense ustedes que las llamadas "Damas de blanco" de Cuba decidieran instalar una tienda de campaña en El Malecón de La Habana para protestar contra el gobierno cubano,en seguimiento de las consignas de sus amos de Miami y que el gobierno mandara a la policía a desalojarlas. Hablo de una sola tienda de campaña en El Malecón, que no es el desierto. La que se armaría aquí y a nivel cósmico contra lo que politicastros y medios de propaganda llaman "el régimen castrista" "la Dictadura". Se refieren a los dirigentes cubanos, y a los de Venezuela,Bolivia, Ecuador...,con desprecio y con insultos;los golpistas de extrema derecha lo hacen como sólo saben hacer,con el lenguaje tabernario del fascismo,y los liberales y social-liberales con un cierto recato "democrático",cuidando las formas pero diciendo lo mismo.
Pues bien,el gobierno amigo de Marruecos,firme aliado de los EEUU y sus socios,ha destruído a sangre y fuego un campamento con miles de tiendas de campaña y más miles todavía de personas-hombres,mujeres,ancianos,niños-. Y el Consejo de Seguridad de las NNUU, y La Comisión Europea,y el gobierno español, no condenan con claridad y rotundidad y exigen el fín de la represión contra el pueblo saharaui y la aplicación de la resolución de las NNUU sobre el referéndum de autodeterminación. El pueblo saharaui tiene la solidaridad de la mayoría de la población española y de mucha gente en el mundo, no tiene el apoyo de los gobiernos e instituciones internacionales. No es nuevo pero debe recordarse. El Reino de Marruecos y el estado sionista de Israel actuan de la misma manera,con la brutalidad y el desprecio a los más elementales derechos de los pueblos y de las personas. El gobierno español,de Zapatero a Jaúregui,pasando por Trinidad Jiménez, es una muestra patética y vergonzosa de entreguismo y de falta de talla moral y política para defender lo necesario y justo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada